A la hora de circular con tu moto, hay muchos elementos que deberías usar para que lo hagas con toda seguridad, pero de entre todos ellos, elegir el casco para tu moto es sin duda la acción más importante que puedes hacer.

Elegir el casco para tu moto que sea más adecuado para ti es lo que puede marcar la diferencia entre tener fatales consecuencias o no en caso de accidente. Así que fíjate si esto es importante.

Como sabes, existe una gran cantidad de cascos entre los que puedes escoger, dependiendo de tus gustos y tus necesidades, y muchas veces puede resultar un poco abrumador, sobre todo si acabas de llegar al mundo motero. En este artículo te vamos a contar cómo elegir casco para tu moto.

Cómo elegir casco para tu moto

Como decimos, hay muchas cosas que considerar a la hora de elegir el casco para tu moto, muchas de las cuales pasan desapercibidas para muchos moteros.

Estilo de casco

Hay varios tipos de casco que tienes que conocer, pero estos son los principales.

  • Integral: este es el casco que más protege.  Son de una sola pieza y cerrados completamente.
  • Jet: no es un casco demasiado seguro al no proteger la cabeza por completo.
  • Abatible: es el típico casco que se abre por la parte delantera. Cuando se baja la visera, es un casco integral.

A la hora de elegir el casco para tu moto, asegúrate de que esté homologado

No puedes circular con un casco que no esté homologado, simplemente, porque de esta forma no se garantiza que cumpla con los estándares de calidad que se necesitan. Esto es importante, porque un casco tiene que proteger tu cabeza con todas las garantías, y si no está homologado por las autoridades competentes, seguramente no cumplirá los requisitos mínimos.

El precio no siempre garantiza que sea mejor casco

Aunque sí es verdad que a la hora de elegir el casco para tu moto no puedes irte al casco más barato que encuentres porque seguramente no tendrá la calidad suficiente, lo cierto es que un casco que sea excesivamente caro tampoco es garante de calidad.

Como en todo, a veces pagamos también por el estilo y el diseño. Por ese motivo, lo mejor es no dejarte guiar por el precio, sino por las mismas especificaciones del casco. En caso de tener cualquier duda, pregunta al personal del establecimiento donde lo compres, seguro que pueden informarte acerca de todo lo que necesites saber.

Fundamental: Asegúrate de que es la talla correcta

A la hora de elegir el casco para tu moto hay algo que siempre tienes que tener en mente: el casco es para proteger tu cabeza, y para ello tiene que tener el tamaño adecuado. Tan peligroso y poco efectivo es un casco pequeño como un casco grande.

No debe quedar holgado, y naturalmente, siempre debe ir bien cerrado. De esta forma, en caso de accidente no saldrá volando y cumplirá su función a la perfección. ¿Para qué arriesgarse? Pruébatelo, primero en la tienda y luego cuando llegues a casa, y si te queda grande o te aprieta, devuélvelo.

Elige un casco que no pese demasiado

Como ya sabes, todo molesta en la moto. Y un casco que pese mucho durante mucho tiempo, también molesta. Lo ideal es buscar uno que se ajuste bien a tus necesidades pero que, al mismo tiempo, proteja adecuadamente y no pese demasiado.

¿Qué extras tiene el casco?

Además de lo “obligatorio”, hay veces que viene genial que el casco tenga “extras”, como una buena ventilación, gafas para el sol o que esté preparado para poder usar un sistema Bluetooth. 

Otros cascos traen almohadillas que se hinchan para ajustar bien el casco, aunque en estos casos, siempre es mejor asegurarse de que el casco es de la talla adecuada.

Es buena idea buscar cascos acolchados por dentro y que tengan un forro extraíble y que se pueda lavar, así tu casco tendrá una vida útil más larga y no se apelmazará.

Con estos consejos será mucho más fácil elegir el casco para tu moto. 

 

 

Artículos relacionados